viernes, 8 de noviembre de 2013

Rata

Abandonó el barco como una rata. Sabía que nos íbamos a pique. Evitaba el naufragio. El agua. La lluvia de mis lágrimas. No me di cuenta hasta que se fue, él era quien nos hundía porque hemos vuelto a navegar en paz.

9 comentarios:

Asun dijo...

Hola, te vi en Esta noche te cuento,y he venido a visitarte.
Tu relato tan real como la vida, casi siempre nuestros barcos se hunden por nuestra causa, no hacen falta tormentas ajenas.
Besos

Miquita dijo...

Querida Asun, siempre te veo y leo en ENTC y ya siento que somos como vecinas! gracias por pasar. Un abrazo.

Ximens dijo...

Hola, Miquita. Estoy despistado, ¿eres Micaela y te conocí en Cabezón de la Sal? No encuentro tu relato en Esta noche te cuento, así que te comento tu Rata. Efectivamente, muchas veces las pestes se instalan en los hogares por culpa de uno. Por otro lado, si me permites algún consejito: Quizás sobre ese "Es que", así como evita la repetición tan próxima de "barco". Espero que no te moleste. Muchas gracias por comentarme en ENTC.

Miquita dijo...

Ximens, que honor es que estés acá. La próxima te invito a tomar unos mates! Muy agradecida por tu consejo literario.
No estuve nunca en Cabezón de la Sal, pero me encantaría! soy Micaela , aunque no la que tu crees.
Besos.

Miquita dijo...

Ximens, otra cosa. Estuve leyendo tu blog y recordé que gracias a vos llegué a ENTC. Leía el blog de Sandra M y ella me llevó a vos... una larga y hermosa cadena.

Ximens dijo...

Jeje, todos los caminos llevan a los Montes de Toledo (esto me lo acabo de inventar). Pero ¿participas en ENTC? Respecto a Sandra M. debió cerrar el blog pues no me deja entrar en él.
Un abrazo desde Madrid.

Miquita dijo...

Sii, Sandra ya no tiene ese blog. Me gustaba mucho.
Participo a menudo en ENTC. Este mes me dediqué solo a leer. Pero veré si me animo a publicar algo. Besos!!

Juan manuel S dijo...

la física es inapelable: si flota mejor sin sobrecarga, es que la sobrecarga sobraba.
Un saludo, espero leerte más.
JM

Miquita dijo...

Qué lindo que estés por estos lados estimadísimo Juan.

Hay que saber detectar sobre carga a tiempo y tirarse del barco en caso de ser necesario. Un abrazo!